Mi casa decodificada por un psicoanalista.

¬ŅQu√© papel juega la casa en nuestra psique?

En Este Artículo:

Se dice que los lugares tienen alma. Descifrado de Alberto Eiguer, psiquiatra, presidente de la Asociaci√≥n Internacional de Psicoan√°lisis de la Pareja y la Familia, autor de numerosos libros que incluyen "El inconsciente de la casa" (ed. Alberto Eiguer : El lugar donde vivimos es mucho m√°s que un techo dise√Īado para aislar la lluvia o el fr√≠o. Refugio de la familia, encarna el pasado y contiene memoria, a veces durante varias generaciones. Tambi√©n es el lugar donde se llevan a cabo los eventos m√°s √≠ntimos: uno hace el amor all√≠, los ni√Īos se conciben all√≠, nacieron all√≠ incluso antes. En la casa viven celebraciones familiares, domingos almuerzos, cumplea√Īos. Ella cruza el tiempo a la manera de nuestro cuerpo: como √©l, envejece, conversa, se transforma. Las paredes simbolizan la piel que rodea a la familia, y cada habitaci√≥n tiene una funci√≥n vital (reproducci√≥n, nutrici√≥n, lavado, etc.). La casa nos representa, que aparece claramente en los sue√Īos donde esta representa el cuerpo del so√Īador y sus partes; El techo y el √°tico, en las im√°genes de ensue√Īo, simbolizan la cabeza, el pensamiento o la aspiraci√≥n a un ideal. La bodega evoca el pasado y nuestros impulsos subterr√°neos. ¬ŅLa forma en que decoramos nuestro interior influye en nuestras vidas? Ciertamente. H√°bitat refleja c√≥mo construimos nuestros lazos familiares. Algunas habitaciones, como la sala de estar, dicen mucho sobre la calidad del habla entre los miembros de la familia. El h√°bitat tambi√©n refleja las ambiciones e ideales, las prioridades que uno se da para tener √©xito en su vida, la voluntad de comunicarse con sus seres queridos. Si queremos permanecer juntos durante mucho tiempo, invertiremos las paredes y los objetos de una manera particularmente c√°lida. Algunos lugares de la vida pueden fomentar el desarrollo personal, otros lo obstaculizan: este es el caso de hogares demasiado desordenados, mal organizados y no funcionales, o muebles heredados de antecesores con pasado doloroso.¬ŅLa casa de hoy tiene caracter√≠sticas especiales? La casa ha cambiado con los tiempos y la sociedad. En el siglo pasado, las habitaciones se siguieron una a la otra para que los visitantes pudieran ver lo que estaba sucediendo, especialmente en las habitaciones. La casa actual hace un lugar cada vez mayor para la intimidad. Esto probablemente se deba a que el futuro de la intimidad familiar parece amenazado: los divorcios y las recompensas familiares debilitan los lazos. La telefon√≠a m√≥vil y las computadoras est√°n abriendo cada vez m√°s el espacio √≠ntimo al aspecto externo. En este contexto, ¬Ņqu√© pasa con la idea de hogar? El dormitorio se ha ido convirtiendo poco a poco en el espacio √≠ntimo por excelencia, no cabe duda de esta evoluci√≥n. Este es un fen√≥meno bastante reciente. Algunas piezas se han vuelto m√°s importantes. El ba√Īo, que antes era un espacio dedicado a la higiene, ahora est√° dedicado al placer. Lo decoramos m√°s, lo equipamos a menudo con grandes gastos, y esta habitaci√≥n ocupa cada vez m√°s espacio. Esta es claramente la sala donde el autocuidado y el narcisismo son m√°s expresados. La cocina tambi√©n crece: espacio oral, a menudo comemos, hablamos, los ni√Īos hacen su tarea, recibimos a los amigos sin ceremonia. La cocina de hoy es un nuevo espacio de convivencia. ¬ŅCu√°l es la pieza m√°s importante de la casa? Esta es la habitaci√≥n de la pareja: aqu√≠ es donde hace el amor, concibe hijos. La vida de la familia se ramifica en torno a este pivote. La forma en que esta habitaci√≥n est√° amueblada dice mucho sobre el estado de intimidad de la pareja. Esta es la sala en la que los extranjeros van menos, donde el "parecer" cuenta poco. Sin duda por esta raz√≥n, hay poca inversi√≥n en mobiliario o decoraci√≥n. Una habitaci√≥n c√°lida e √≠ntima es visible: est√° dedicada al territorio del sue√Īo y no incluye un escritorio o televisor que distrae a la pareja y se aleja. Dormir en un sof√° cama en la sala de estar, como hacen algunos padres peque√Īos despu√©s del nacimiento de un ni√Īo, revela que la importancia de la sexualidad ha disminuido en la vida de la pareja. ¬ŅLos colores juegan un papel especial? La elecci√≥n de colores, cortinas o pintura, puede reflejar el estado de las emociones de los habitantes. Los colores c√°lidos como el rojo o el amarillo expresan emoci√≥n y alegr√≠a. Colores fr√≠os, derivados del azul, negro, moderaci√≥n o tristeza. Tambi√©n depende de la habitaci√≥n y del espacio. Pero es dif√≠cil generalizar. Los lugares de paso son generalmente de color neutro. Si una habitaci√≥n est√° dedicada al descanso, un color brillante la perturbar√≠a. El verde es un color estimulante, pero puede alterar el sue√Īo si se usa en una habitaci√≥n, por ejemplo. Finalmente, una inclinaci√≥n por la monoton√≠a o la morosidad resulta en la elecci√≥n de colores id√©nticos para cada espacio. ¬ŅQu√© revela la locura por el bricolaje, actualmente en boga? El embellecimiento y transformaci√≥n de la casa es de gran importancia psicol√≥gica. Mediante estos trabajos en las paredes, uno puede buscar un bienestar familiar, que uno puede encontrar o no (el problema est√° entonces en otra parte, en particular en una relaci√≥n mal consolidada con sus propios padres). ¬ŅPor qu√© esta moda de productos semiacabados, retoques o montaje, paredes o muebles, herramientas baratas? Estas tareas est√°n dirigidas al esfuerzo y al trabajo sexual manual: el hombre o el jardinero y la mujer mantienen la casa. Cuando la distribuci√≥n de estas tareas es r√≠gida, a menudo revela que la diferencia sexual se divide en la pareja: la inversi√≥n excesiva en bricolaje es una forma de afirmar su poder f√°lico. Tambi√©n hay personas que no pueden realizar el trabajo necesario o incluso necesario, como cambiar la instalaci√≥n el√©ctrica. Ellos dudan porque los cambios los asustan. Tienen miedo de perder el contacto con el pasado o estar en alegr√≠a, divirti√©ndose. Tambi√©n a no reconocer m√°s la identidad familiar.Por lo tanto, es natural que un movimiento sea perturbador... Es un momento emocionalmente intenso, un momento de riesgo. Cada vez que nos movemos, reproducimos el gesto de emancipaci√≥n inicial, la partida desde casa. No solo es un gesto material sino tambi√©n ps√≠quico que se anticipa y se prepara. Nos movemos quitando nuestro h√°bitat interior, es decir, la representaci√≥n ps√≠quica de nuestro interior. Esto es lo que nos ayuda a reconstruir nuestra relaci√≥n sentimental con el nuevo lugar. A algunas personas les resulta dif√≠cil moverse, o abandonar la casa de sus padres y, por lo tanto, traicionan su dificultad para emanciparse. Es cierto que el movimiento es un momento perturbador, antes, durante y despu√©s. Entonces es necesario volver a escribir otros enlaces con el nuevo lugar a trav√©s de h√°bitos, objetos que cuelgan de √©l y esto lleva tiempo. Hay una tendencia a considerar el movimiento como una prueba negativa, mientras que es principalmente un gesto positivo, un proceso de transformaci√≥n y cambio. Sin muda, como algunos animales, cambiamos de casa en ciertas etapas de la vida. El movimiento reproduce el modelo de la crisis familiar: sensaci√≥n de ruptura, desbordamiento emocional, extra√Īeza, resoluci√≥n y progresi√≥n. Esta crisis a menudo conduce a una mejor situaci√≥n.

V√≠deo: Enric m√°s cerca: ¬ŅPor queŐĀ postergo mis decisiones? - Enric Corbera

Comparte Con Tus Amigos:
Mi casa decodificada por un psicoanalista.
‚á° Arriba