En la oficina de Armand Hadida, alias The Scout

Oficina: l'eclaireur, el nombre que suena como un concepto, hoy corresponde a seis boutiques parisinas donde los entusiastas de mo

En Este Art铆culo:

L'Eclaireur, el nombre que suena como un concepto, corresponde hoy a seis boutiques parisinas en las que los entusiastas de la moda tienen a su disposici贸n todo lo que es m谩s n铆tido en el mercado. Martine y Armand Hadida, los fundadores, abrieron un nuevo espacio en Puces dedicado al dise帽o contempor谩neo y vintage. Encuentro con el elemento masculino de la pareja.

El objeto virtual por excelencia.

Antes de entrar a su oficina en la Rue de Sevigne, Armand Hadida debe pasar por la plaza, es decir, la tienda, una de las seis que abri贸 sus puertas en m谩s de treinta a帽os, y que est谩 cerca de de su casa. Aqu铆, como en otras partes, es un universo en s铆 mismo. Cuando entras, una escultura de Arne Quinze a quien le debemos la decoraci贸n del lugar da el tono. Lo que es igualmente fascinante es la pantalla gigante, un magn铆fico objeto virtual a disposici贸n de la clientela.

En la oficina de Armand Hadida, alias The Scout: scout

Puede ver todos los productos de las im谩genes de inicio de sesi贸n (ropa, accesorios, objetos, muebles) y la relaci贸n con los vendedores es diferente. "Nuestros empleados aconsejan, gu铆an, muestran lo que podr铆a complacer al cliente, incluso si no est谩 en el sitio. Y en media hora se entrega cualquier pieza. Gracias a este sistema, todas las tiendas est谩n conectadas. Cada uno tiene su personalidad, por lo que un stock diferente, el dispositivo est谩 probado. De ahora en adelante, no importa la direcci贸n. Solo tienes que estar en el Eclaireur, donde este servicio VIP no existe en ning煤n otro lugar.

Fornasetti desde el principio.

Fuera de la vista, una escalera de caracol conduce al piso de la oficina, incluida la de Armand reconocible por su puerta cubierta con madera reciclada y firmada por Arne Quinze. "Hay bazar", dice. Pero esta no es la primera impresi贸n. Lo que llama la atenci贸n es, sobre todo, una pared completamente cubierta con un fondo de pantalla de Fornasetti. Nada realmente sorprendente cuando sabes un poco sobre la historia del Scout.

En la oficina de Armand Hadida, alias The Scout: oficina

Durante sus primeros viajes a Mil谩n, Armand y Martine descubrieron los objetos de quien era, al mismo tiempo, arquitecto, pintor y dise帽ador. Un verdadero favorito. Tanto es as铆 que deciden vender algunas creaciones en Francia. "Compartir nuestro placer, y dar a conocer a este artista inclasificable. Al p煤blico franc茅s le tom贸 tiempo enamorarse. Ahora se adquiere. Y ya sea a trav茅s de los muebles, las placas o las pantallas, Fornasetti es finalmente reconocido en el Hex谩gono. "Despu茅s de Inglaterra, Suiza, B茅lgica", dice divertido. Y para aquellos que aman pero son detenidos por los premios, siguen siendo las velas perfumadas, cuyo modelo ha sido especialmente dise帽ado para el Scout.

En la oficina de Armand Hadida, alias The Scout: alias

Viajando con codicia

Uno se pregunta c贸mo el Scout logra ofrecer una gama tan amplia de moda y dise帽o. La respuesta est谩 en la palabra viaje, para conjugar en plural. Armand y Martine Hadida vagan por el planeta sin descanso, casi con avidez. Ya sea en las principales capitales europeas, en busca de los creadores. O los lugares en el fin del mundo, para ver y estar llenos de emociones. "Tenemos curiosidad por la gente, los paisajes, los conocimientos t茅cnicos", confirma Armand. Los recuerdos son muchos. Algunos m谩s tangibles que otros. Uno de ellos, un collar de perlas barrocas de la polinesia, no lo abandona. Fue durante una visita a su amigo Robert Wan que descubri贸 lo que era una granja de ostras perleras. "Un momento inolvidable en una isla que parec铆a un para铆so. Probablemente es en este atol贸n donde comenz贸 el mundo. Robert me ofreci贸 este collar que me pongo d铆a y noche. "

En la oficina de Armand Hadida, alias The Scout: hadida

Trabajo en el corazon

La expresi贸n "siempre por monta帽as y valles" va como un guante a este n贸mada incondicional. Vagando con los ojos bien abiertos, tiene el don de ver un poco antes que los dem谩s, el talento, la belleza, la originalidad. El placer es compartir sus descubrimientos. Uno de los m谩s llamativos de los 煤ltimos a帽os es un dise帽ador de muebles italiano: Oswaldo Borsani. Su favorito fue, al principio, un sill贸n que se adapta a todas las posiciones hasta convertirse en cama. Aunque es de innegable comodidad, es especialmente su l铆nea lo que lo sedujo. "Rara vez me instalo all铆 porque nunca me relajo. Probablemente viene de mi personalidad. Aterric茅 en Francia muy joven y, como todos los desarraigados de mi generaci贸n, siento m谩s deberes que derechos. Soy un pueblo agradecido por ser bienvenido. Adem谩s de su oficina, donde su silla Borsani a menudo est谩 llena de telas y respaldos, otros dos modelos est谩n a la venta en las tiendas. Rarezas ya que solo se han publicado cincuenta sillas.

En la oficina de Armand Hadida, alias The Scout: alias

El arte es esencial

A veces la posibilidad de una reuni贸n crea amistades infalibles. Esto es lo que sucedi贸 con el artista Arne Quinze, como si estos dos se hubieran reconocido. "Nos vimos por primera vez hace diez a帽os en Estocolmo. Arne fue el invitado de los D铆as del dise帽ador. Vino a verme despu茅s de escuchar un peque帽o discurso que hice para contar mi historia. Mi historia reson贸 con la suya, y as铆 naci贸 nuestra amistad. Arne Quinze es el autor de impresionantes esculturas, a menudo monumentales. Pero a Armand Hadida tambi茅n le gusta lo que podr铆a llamarse su trabajo en miniatura. M谩s raro, ya que esta torre incierta que se sienta en una mesa de centro de color naranja "minio" y madera, es parte de sus objetos favoritos y Arne de sus artistas favoritos. Porque el otro aspecto importante de la vida de Armand Hadida es el arte. Pintores, escultores, vide贸grafos, fot贸grafos... siempre han marcado el camino del Eclaireur.

En la oficina de Armand Hadida, alias The Scout: alias

V铆deo:

Comparte Con Tus Amigos:
En la oficina de Armand Hadida, alias The Scout
鈬 Arriba